México está comprometido con el resto del mundo para neutralizar y controlar la contaminación, siendo integrante del protocolo de Kyoto.
El Protocolo de Kyoto sobre el cambio climático es un acuerdo internacional que tiene por objetivo reducir las emisiones de tres gases provocadores el calentamiento global:
molecula
Dióxido de Carbono CO2
molecula
Gas Metano CH4
molecula
Oxido Nitroso N2O
De igual manera, pretende reducir la emisión de tres gases industriales fluorados:
1Hidrofluorocarbonos HFC
2Perfluorocarbonos PFC
3Hexafluoruro de Azufre SF6
El objetivo es la reducción,
en el periodo 2008-2012 de un 5% en las emisiones registradas en el año 1990.
La legislación mexicana, en su artículo 40 fracción 12 esta apoyando a la industria con la deducción de sus inversiones en activos al 100% en maquinaria y equipo para la generación de energía provenientes de fuentes renovables.

Adicional a esto, es importante considerar los fondos que otorga la Cfe en su iniciativa FIDE para la reducción del consumo eléctrico y energías alternativas.